fbpx

6 Consejos antes de invertir en franquicias inmobiliarias

Las franquicias inmobiliarias funcionan como grandes colectivos de agentes inmobiliarios y su principal objetivo es posicionar una determinada marca corporativa en el mercado inmobiliario, ofreciendo un Know How y soporte único a sus franquiciados.

Algunas de ellas se dedican explícitamente a la prestación de servicios de intermediación inmobiliaria.

Mientras que existen otras franquicias que ofrecen servicios más segmentados, como sería el caso de los asesoramientos en finanzas inmobiliarias, o el de las ventas de activos bancarios digitales.

En teoría, quienes deciden invertir en este negocio a través de una franquicia inmobiliaria,  obtienen los derechos de explotación del nombre, o de la marca, de una franquicia matriz.

Funcionamiento de las franquicias inmobiliarias:

Básicamente, el franquiciador le cede al franquiciado la marca comercial, a cambio de una regalía o royalty.

No obstante, hay que destacar que también deberá facilitarle sus sistemas de trabajo, así como el popular “know-how” del negocio, y sus respectivas tasas de asesoramiento y formación.

Adicionalmente, el franquiciado deberá tener acceso a todos los manuales, asesorías y consultorías personalizadas que guarden relación con la franquicia inmobiliaria.

Por lo general, este modelo de negocios está basado en el cobro de una comisión por cada venta que concretan los agentes de bienes raíces que forman parte de las franquicias.

Si estás considerando invertir dinero en una franquicia inmobiliaria, lo más recomendable es que analices sus principales variables a profundidad. Estas son las más importantes:

1. Inversión inicial

Tomando en consideración los gastos fijos y variables que deberá asumir el negocio durante su primer año, la inversión inicial podría oscilar entre 80.000 euros y 250.000 euros.

Sin embargo, la exactitud de dicha inversión de dinero estará supeditada a ciertos elementos puntuales, tales como:

  • Localidad donde deseas abrir la franquicia inmobiliaria.
  • Dimensión del local comercial.
  • Reconocimiento de la marca (tanto en el plano nacional como internacional).
  • Requisitos propios de la franquicia.

2. Royalties

Los royalties son los pagos que realiza el franquiciador a la marca comercial (para poder utilizarla).

En la mayoría de los casos representan un porcentaje de los ingresos generados por la propia franquicia.

Además, existe la posibilidad de que dicho porcentaje sea fijo o variable (en base a la facturación de la franquicia).

3. Canon publicitario

Debe entenderse como la cantidad periódica que debe abonar el franquiciado al franquiciador por concepto publicitario.

Ese dinero deberá invertirse en nuevas campañas publicitarias que beneficiarán a la marca en el corto, mediano o largo plazo.

Es común que el franquiciado destine entre el 2% y el 20% de su facturación mensual al canon publicitario de la franquicia.

Sin lugar a dudas, necesitas obtener la mayor cantidad posible de información sobre franquicias inmobiliarias antes de invertir en ellas, antes de llevar a cabo esta inversión.

4. Acondicionamiento del local

Actualmente, un gran número de franquicias inmobiliarias exigen requisitos muy explícitos a los franquiciados, en cuanto al acondicionamiento del local.

Por tal motivo, debes evaluarlos detenidamente si quieres invertir con éxito en una franquicia de esta naturaleza. Algunos de ellos son:

Dimensión del local:

No debería tener menos de 70 metros cuadrados, ni más de 200 metros cuadrados (Aunque esto dependerá, fundamentalmente, de la comunidad en donde se abrirá la franquicia).

Población:

La población deberá ser, por lo menos, de 10.000 habitantes. Mientras que la cantidad mínima de viviendas deberá ser de 15.000.

Duración del contrato de colaboración:

Esta es una de las variables más significativas, ya que no todas las franquicias inmobiliarias son flexibles con su contrato de colaboración.

En tal sentido, lo ideal es que inviertas en franquicias que te ofrezcan, por lo menos, cinco años de permanencia.

De esa forma, tendrías suficiente tiempo para recuperar tu inversión, y sobre todo, para obtener ganancias o beneficios importantes a partir de ese negocio rentable.

5. Retención de los agentes inmobiliarios

Invertir tiempo y recursos en el reclutamiento y retención de agentes inmobiliarios cualificados, o con experiencia, podría ofrecerte grandes beneficios.

La buena noticia es que cada franquiciadora cuenta con su propio sistema de reclutamiento y entrenamiento.

Y aunque el gerente suele liderar estos procesos, también existe la posibilidad de que reciba un asesoramiento integral por parte de la franquicia.

Reclutar, formar y fidelizar a los agentes de bienes raíces es un factor crítico de éxito, ya que ellos serán los encargados de captar a los mejores candidatos para la franquicia.

6. Modelo de negocio

El modelo de negocios es otra de las variables que debes analizar con lujo de detalles antes de invertir en franquicias inmobiliarias.

Algunas marcas están basadas en captaciones exclusivas de bienes inmuebles; mientras que el modelo de otras franquicias está anclado al cobro de una comisión por cada venta que realizan sus agentes.

Lo más idóneo es que evalúes cuál es el modelo de negocios que te resulta más atractivo, o rentable, y que en función de eso tomes una decisión de inversión.

En definitiva, las franquicias inmobiliarias pueden generar ingresos significativos y escalables; en especial si ya están bien posicionadas en el mercado de los bienes raíces.

Sin embargo, es vital que te asesores profesionalmente antes de invertir en este tipo de negocios (e esa forma minimizarás riesgos y protegerás tu inversión).

Continuar leyendo: Franquicias: 10 Claves y opciones para invertir con éxito

RECIBE LOS 12 HÁBITOS SECRETOS PARA DUPLICAR TUS INGRESOS EN 2022 EN TU CORREO.

close

RECIBE LOS 12 HÁBITOS SECRETOS PARA DUPLICAR TUS INGRESOS EN 2022 EN TU CORREO.

opinion banner

GANA DINERO COMPARTIENDO TU OPINIÓN

Regístrate y llena tu primera encuesta en línea gratis.

Send this to a friend