¿Quieres ser más feliz? Hazte esta pregunta todas las mañanas

¿Cuando te levantas qué es lo primero que viene a tu mente?

¿Piensas en todo lo que tienes que hacer en tu trabajo? Los correos que tienes que responder, la pila de papeles que tienes en el escritorio -y debes completar- o todo lo que debes limpiar y organizar en tu casa?

O por el contrario… ¿Piensas en las cosas que te hacen feliz?

El beso que te darán tus hijos antes de ir al colegio? En el abrazo que te dará tu pareja cuando regreses a casa? o, el hecho de que, aunque no tengas todo lo que deseas, estás haciendo las cosas como deben ser?

Albert Einstein dijo,

“La decisión más importante que hacemos es el creer que vivimos en un mundo amigable o uno hostil”

¿El mundo en el que vives es hostil o amigable? ¿Con qué ojos lo ves? Está en tus manos decidir.

La perspectiva de cómo ves el mundo puede impactar positiva o negativamente tu actitud durante el día.

Los pensamientos buenos te traen felicidad y energía, porque cuando ciertos sucesos ocurren (sin importar si son inesperados) te hacen pensar con sensatez, y te dejan ver la vida con una visión “medio llena”.

Si tienes la perspectiva de que el mundo es bueno, eres menos propenso de actuar negativamente cuando las cosas se dan de una forma distinta a como las planeaste. Desarrollarás una actitud más paciente y razonable.

Lo positivo atrae lo positivo

Cuando te despiertas y eliges (consciente o inconscientemente) vivir en un mundo “hostil”, tu día avanza de manera muy diferente.

Te sientes frustrado cuando estás detrás de alguien que camina lentamente, o cuando te quedas atascado en el tráfico… Todo lo que haces parece diez veces más difícil.

Pero si al inicio del día te lo imaginas de una forma positiva, cosas buenas te ocurrirán en su transcurso. Los pensamientos son poderosos.

Es también bueno para ti físicamente

La elección de pensar positivamente proporciona una gran cantidad de beneficios para tu salud.

Reduce el riesgo de depresión, disminuye la ansiedad e incluso te hace más resistente contra cualquier situación negativa que suceda.

Las personas que miran el lado positivo de la vida tienden a vivir más tiempo, y asimilan mejor los factores estresantes que la vida ordinaria ofrece.

Ver: 7 Maneras como las personas positivas entrenan su mente todos los días

Es muy fácil quedarse atascado y permanecer atrapado en la negatividad, pero sentirte así te impide ser feliz.

Te impide alcanzar niveles más altos de éxito porque el pensamiento negativo se relaciona con una capacidad reducida para pensar, para ser creativo e incluso responder a la vida de una manera emocionalmente saludable.

Para ser la mejor versión de ti mismo, pensar positivamente en la mañana es la manera de lograrlo. Comparte en Twitter

Cómo empezar tu día positivamente

Aquí tienes una serie de consejos prácticos para comenzar tu día positivamente:

  • Escoge frases o mantras que reflejen positivismo como “voy a tener un excelente día”, “hoy las cosas saldrán bien”.
  • Enfócate en lo que te hace feliz.
  • Aprecia las cosas buenas.
  • Pasa más tiempo con gente positiva, ¡será más fácil que tú lo seas!

Cada mañana es una nueva oportunidad, tu decides cómo afrontar el día a día, recuerda lo que dijo Harvey Mackay: 

“Cuando despiertas cada mañana, tienes dos decisiones. Verle el lado positivo o negativo, optimismo o pesimismo. Yo escojo ser optimista. Todo es cuestión de perspectiva

Es por esto que Albert Einstein lo llamó “La decisión más importante” que hacemos en nuestras vidas.

Fuente

Continuar leyendo: Psicólogo de Harvard te explica cómo ser más feliz en 2 minutos

Suscríbete!

Recibe las mejores historias de Emprendimiento,

Éxito y Motivación en tu correo. Es gratis.

Gracias por suscribirte. 

"Hazlo, y si de ta miedo, hazlo con

miedo"

Send this to a friend