fbpx

Los 6 niños millonarios más ricos del mundo hechos a sí mismos

Conocer la historia de los niños millonarios más famosos del mundo es realmente motivacional e inspirador, sobre todo si quieres conquistar tu libertad financiera.

Se trata de personas que han desafiado muchos convencionalismos y que nos han demostrado que la pobreza suele estar vinculada, mayormente, a nuestras limitaciones mentales. 

De modo que al estudiar sus casos de éxito podrías conseguir la motivación necesaria para tomar acción, salir de tu zona de confort y marcar un antes y un después en tus finanzas.

Niños con fortunas millonarias:

En esta oportunidad nos gustaría contarte quiénes son los niños millonarios más exitosos del mundo, y cómo fue que lograron construirse un patrimonio formidable por cuenta propia.

El propósito de este artículo es que entiendas que todos tenemos el potencial de alcanzar la independencia financiera con la que tanto soñamos, siempre y cuando nos pongamos manos a la obra.

A continuación te los presentamos y también te explicamos cómo lograron amasar fortunas por sí mismos, en lugar de recibir grandes herencias de sus padres o familiares:

1. Fraser Doherty

Fraser Doherty es uno de los niños millonarios más famosos del planeta, puesto que logró monetizar su pasión por las mermeladas de manera sorprendente.

Cuando tenía 14 años descubrió que le apasionaba la cocina y fue entonces cuando empezó a replicar la receta de mermeladas de su abuela. 

Al poco tiempo fundó “Superjam” y su acogida fue tan buena que tuvo que abandonar la escuela para dedicarse a su negocio 24/7.

En el 2007 le llegó su oportunidad dorada tras recibir una propuesta de una reconocida cadena de supermercados para distribuir su producto en casi 200 sucursales. 

Dos años más tarde sumó un nuevo cliente millonario: se trataba de Walmart. Esa nueva alianza le generó $1.2 millones de dólares en ventas a este joven emprendedor y cambió su vida para siempre.

2. Ashley Qualls

Al igual que Fraser, Ashley tenía solo 14 años cuando decidió lanzar su propio sitio web (Se trataba de Whatlife.com). 

Fue diseñado por ella misma tras obtener conocimientos básicos en programación, y por este medio compartía diseños gratis de MySpace, así como tutoriales sobre HTML para adolescentes.

Sus compañeros de clases fueron los primeros en interesarse en su propuesta, dada la enorme popularidad que tenía esta red social para aquel entonces. 

De hecho, el boca a boca fue su mayor estrategia de ventas, ya que le permitió darse a conocer rápida y masivamente entre su círculo más cercano. 

Un año después de haber iniciado operaciones en su página tenía un gran portafolio de clientes y se dio cuenta que debía aprovecharlo al máximo. 

Por lo tanto, empezó a monetizar su sitio a través de Google Adsense, lo cual le reportó ingresos importantes.

Su página cobró tanta popularidad, autoridad y relevancia, que Ashley recibió una oferta de compra por $1.5 millones de dólares.

Lo interesante fue que la rechazó y se enfocó en expandir su negocio online. Al punto de convertirse en uno de esos niños millonarios que saborean las mieles del éxito por mérito propio.

3. John Koon

La lista de los niños millonarios más admirables del mundo estaría incompleta sin John Koon. 

Tenía 16 años cuando fundó su primer negocio de autopartes en Nueva York, el cual sentó las bases de un éxito sin precedentes.

Afortunadamente, su compañía, Extreme Performance Motorsports, se convirtió en uno de los mayores proveedores de “Pimp My Ride”, uno de los shows más populares de la cadena Mtv.

Esa relación laboral lo ayudó a facturar miles de dólares en cuestión de meses, pero él estaba convencido de que su talento como emprendedor todavía estaba en auge.

En consecuencia, decidió ir más allá y aprovechar su influencia en el medio, así como sus contactos, para fundar una empresa de ropa que le generó $40 millones de dólares.

4. Cameron Johnson

“Cheers and Tears” es uno de los emprendimientos exitosos más icónicos de todos los tiempos.

Esto se debe a que fue fundado en 1994 por un niño de nueve años. Cameron Johnson es la mente millonaria que le dio vida a esta empresa que se encargaba de diseñar tarjetas de felicitaciones.

Todo empezó cuando sus padres le pidieron que realizara las invitaciones para una fiesta familiar. 

El resultado fue tan bueno que los vecinos e invitados a la celebración mostraron un interés genuino por esta potencial idea de negocio

Cameron lo vio como una excelente oportunidad para generar ingresos adicionales, sin esfuerzo y desde casa.

Y de hecho se lo tomó tan en serio que a sus 11 años ya había generado miles de dólares con su emprendimiento doméstico.

Luego invirtió ese dinero en un negocio digital que le generaba hasta $400 mil dólares al mes por concepto publicitario.

De esa forma su fortuna ascendió a más de $1 millón de dólares en tan solo un año, lo cual lo convirtió en otro de los niños millonarios hechos a sí mismos cuya historia vale la pena conocer.

5. Ryan Kaji

Cuando se habla de niños millonarios que construyeron su riqueza sin ayuda de un tercero, es imposible obviar a Ryan Kaji. 

El joven texano es uno de los youtubers más rentables de todos los tiempos y a través de su canal aprendió a monetizar su enorme pasión por los juguetes.

Libros recomendados:

Básicamente, utiliza esta plataforma para compartir videos y reseñas sobre juguetes, lo cual le ha permitido amasar una fortuna de $29.5 millones de dólares, según cifras de Forbes.

Ryan tiene diez años y es una de las celebridades mejor pagadas de YouTube, lo cual demuestra sus talentos como emprendedor digital y empresario.

Su popularidad no ha parado de crecer en los últimos años. Y esto le ha permitido firmar acuerdos millonarios con empresas como Amazon Kids, Nickelodeon y Hulu.

6. Tyler Dikman

Cuando tenía diez años obtuvo su primer computador, el cual se convirtió en el precursor de un negocio millonario. 

Tyler se aseguró de desarmarlo, estudiarlo y observarlo para entender a fondo su funcionamiento. 

Luego descubrió que le apasionaba la computación y hasta se visualizó trabajando en esta área por el resto de su vida. 

Por lo tanto, aprendió al máximo sobre computación, y cuando estuvo listo, en plena adolescencia, comenzó a cobrar $15 dólares por hora por sus servicios de reparación de equipos.

A los 15 años fundó Cooltronic y posteriormente este emprendimiento se convirtió en una empresa millonaria encargada de ensamblar, vender y distribuir computadoras.

Niños millonarios dignos de admirar:

Las historias de éxito de estos seis niños millonarios son inspiradoras, fascinantes y sorprendentes. 

En realidad, nos demuestran que la edad no es un impedimento para perseguir nuestros sueños, ni mucho menos para conquistar nuestra independencia financiera.

La moraleja es que nunca es tarde para ejecutar esa idea de negocio que da vueltas por tu cabeza, ya que podría cambiarte la vida en un abrir y cerrar de ojos. 

Continuar leyendo: 7 Millonarios que ganaron su dinero gracias al Bitcoin

RECIBE LOS 12 HÁBITOS SECRETOS PARA DUPLICAR TUS INGRESOS EN 2022 EN TU CORREO.

close

RECIBE LOS 12 HÁBITOS SECRETOS PARA DUPLICAR TUS INGRESOS EN 2022 EN TU CORREO.

opinion banner

GANA DINERO COMPARTIENDO TU OPINIÓN

Regístrate y llena tu primera encuesta en línea gratis.

Send this to a friend